Páginas vistas en total

miércoles, 19 de marzo de 2014

EL PRIMER DESCENSO DE LOS TIBURONES

 
El Veracruz fue fundado en 1943, en una mesa del famosísimo café La Parroquia. Los primeros años, con una combinación de jugadores españoles, argentinos, peruanos y mexicanos, bajo la batuta del inmortal Luis “Pirata” Fuente, fueron sumamente exitosos para la franquicia: dos títulos de liga: 45-46 y 49-50; además de uno de copa: 47-48. Sin embargo, las cosas comenzaron a cambiar a partir de la 50-51. Esa campaña, los Tiburones Rojos tuvieron rendimiento mediocre, quedando en sexto lugar de doce equipos. Al final de la temporada, salió el entrenador español Juan Luque de Serrallonga (el mismo que había conducido a la selección en Uruguay 30). De igual manera la directiva decidió dar de baja a jugadores importantes como el arquero Felipe “La Marrana” Castañeda, los peruanos Guillermo Andrade, Grimaldo González y Leopoldo Quiñones, así como al goleador Guadalupe Velázquez, Por si fuera poco, Luis de la Fuente se retiró. Para sustituirlos, llegaron cuatro pamperos: Alcides Zamaro, Hugo Orsi, Rubén Malanchane y José Cocellato, quién además de jugar como defensa, también entrenaba al plantel.



Apenas iba la primera fecha y el desastre ya se anunciaba. Los Tiburones Rojos enfrentaron al recién ascendido Zacatepec, llevándose una escandalosa goleada de ¡8-0!. La mala racha continuó, y para la fecha 7, los jarochos apenas sumaban un triunfo, un empate y cinco derrotas. La afición y la directiva, ante las desesperadas circunstancias, le pidieron al ídolo que volviera y así, “El Pirata” Fuente salió de su breve retiro, para intentar salvar al equipo de sus amores. Con el regreso de Fuente, Veracruz derrotó 2-1 a Necaxa, pero pronto, el ilustre jugador tuvo problemas con el entrenador Cocellato y anunció una vez más su retiro, del que esta vez no habría vuelta atrás.

 

A final de cuentas, una vez jugadas las 22 fechas del torneo, Veracruz no pudo superar a su más cercano rival en la lucha por el no descenso, el América, y acabó en la última posición. Sólo pudo sumar 12 puntos, producto de 3 triunfos, 6 empates y 13 derrotas. Tuvo 22 goles a favor y 54 en contra. Los escualos jugaron su último partido de su primera etapa en el máximo circuito el 23 de marzo de 1952, contra Puebla, perdieron 3-1. Esta fue su alineación: Evaristo Murillo; Antonio “Negro” León, Bernardo Reyes y Jesús Segovia; Juan Paratore y Rafael Díaz Estrada; Trejo, Hernández, Alcides Zamaro, Hugo Orsi y Nicolás “Pipo” Téllez. Un año después, tras no poder conseguir el regreso a primera, la franquicia desapareció, volviendo en 1961.

1 comentario:

  1. Y se repite la historia este torneo, para que sigan mudando franquicias allá.

    ResponderEliminar